4 de diciembre de 2013

Arqueología y Turismo en las Islas Canarias. Desequilibrios

Destinos turísticos maduros ante el cambio Reflexiones desde Canarias, (2010) es una monografía editada por el Instituto Universitario de Ciencias Políticas y Sociales de la Universidad de La Laguna (Tenerife, Islas Canarias) en la que se recogen diversos trabajos coordinados por investigadores de la Universidad de La Laguna, procedentes de diferentes campos que, con diversos enfoques metodológicos, analizan los destinos turísticos maduros. La Gestión e interpretación del patrimonio arqueológico:nuevos modelos para el desarrollo turístico en Canarias, es uno de los capítulos recogido en el libro. Realizado por Mª Esther Chávez Álvarez y Elena Mª Pérez González (Departamento de Prehistoria, Arqueología, Antropología e Historia Antigua y Escuela de Turismo de Tenerife-Adscrita a la Universidad de La Laguna), en el que se  utilizan los modelos de gestión del patrimonio arqueológico en Tenerife como caso de estudio en la puesta en valor del patrimonio cultural como estrategia para la diversificación y singularización de la oferta y el fomento de la competitividad. 

Una de las principales conclusiones es la clara situación de desequilibrio entre islas y se trabaja de un modo diferente en cada una de las corporaciones insulares, probablemente, ante la ausencia de una política patrimonial a nivel de Comunidad que marque unas líneas de actuación definidas; pero además, contribuye a todo ello, la descoordinación entre las diferentes instituciones y, dentro de ellas, de los diferentes departamentos que se encargan del Patrimonio Arqueológico y del Turismo -Gobierno de Canarias, Cabildos Insulares y Ayuntamientos- a la hora de diseñar proyectosy de aunar esfuerzos y objetivos. Sólo la creación de los Museos Arqueológicos Insulares parece ser una línea de trabajo que se ha mantenido en el tiempo desde 1999, con la promulgación de la Ley de Patrimonio Histórico de Canarias, y todavía hoy no todas las islas cuentan con su museo arqueológico insular. Otra prueba de esta situación es que hasta ahora tampoco se ha desarrollado una política global de parques arqueológicos, a pesar de lo que recoge la misma Ley de Patrimonio Histórico de Canarias (Art. 62.3) -ser un B.I.C. no garantiza que se ponga en valor de uso. Además, siguen faltando iniciativas de investigación y conservación reales que impidan la destrucción de los propios yacimientos que ya están declarados B.I.C., permitiendo su disfrute por la población, tanto local como por los turistas.


Resumen del trabajo: El turismo constituye una actividad de gran importancia económicapara las Islas Canarias al ser la principal fuente generadora de riqueza. Su valor ha estado basado en el turismo de masas asociado a la oferta de sol y playa, un modelo agotado frente a las nuevas fórmulas y conceptos de gestión que se han ido desarrollando en la industria turística en los últimos años, donde la oferta del Patrimonio, tanto cultural como natural, ha ido adquiriendo una mayor importancia dentro de los nuevos requerimientos de la demanda de los turistas. En las Islas Canarias, el patrimonio cultural, y en particular el arqueológico, apenas han sido contemplados en las estrategias turísticas. Sin embargo, su gestión y adecuada interpretación, pueden contribuir a mejorar la competitividad de un destino a través de la diversificación y singularización de su oferta, así como fomentar la sostenibilidad de la propia actividad: minimizar el consumo e impactos de los recursos, favorecer una cultura de conservación de la identidad cultural y respeto por el medio ambiente, y fomentar políticas de participación ciudadana en todos estos procesos. Esta visión la desarrollaremos a través de su ejemplificación, partiendo de diversos modelos de gestión del Patrimonio Arqueológico aplicados en la isla de Tenerife.

 El libro completo se puede descargar en el siguiente enlace